Se está muriendo la mejor de las generaciones, la que sin estudios, educó a sus hijos, la que sin recursos los ayudó durante la crisis.
Se están muriendo los que más sufrieron los que trabajaron como bestias, los que han cotizado más que nadie.
Se mueren los que pasaron tanta necesidad, los que levantaron el país, los que ahora tan solo deseaban disfrutar de sus nietos.
Se están muriendo solos y asustados, apurando el último aliento sin la ayuda de un mísero respirador.
Se van sin molestar, los que menos molestan. Se van sin un adiós, los que menos merecen irse.

Muchos dicen solo afecta a la tercera edad como si no importaran, como si no fueran humanos, en realidad ellos dieron los mejores años de su vida al trabajo, a su familia al país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!